Cómo cuidar tus puertas de madera

Las puertas son muy necesarias en todas partes, es la forma de obtener respeto de cada lado muy especialmente en las casas.

Por ejemplo la puerta principal de cualquier sitio, sea casa, oficina, fabrica, requieren una puerta presentable, estar en buenas condiciones, con un buen mantenimiento, porque a simple vista te va a decir el cuidado que los propietarios le otorgan a sus bienes.

La puerta es la primera impresión que se tiene de un lugar, ellas son elementos fundamentales y necesarios, las tocamos todos los días, mantenemos ese contacto por tal razón debemos tenerlas en buenas condiciones.

Tips para considerar

Cuidar estas puertas es necesario, porque ellas son las que aportan seguridad e intimidad, luego de que el cerrajero la instala, debes conocer el tipo de mantenimiento que necesita, porque el clima, la lluvia, el sol, el polvo no les favorece porque con el tiempo se ponen opacas o se hinchan.

Este tipo de puertas por lo general necesitan un retoque de manera eventual, pero primero debes ver si está hinchada, hay que esperar que esté bien seca para pintar o barnizar.

Es importante mantenerlas aseadas, retira con un paño de microfibra o plumero el polvo acumulado, luego utilizas un producto adecuado para tus puertas, si son de madera puedes utilizar preparados naturales como la mezcla de vinagre y aceite de oliva en partes iguales, mezclas bien y puedes usarlo de inmediato.

Recuerda que el marco, que también forma parte de la puerta, es recomendable limpiarlo con un trapo húmedo. La manilla, es la pieza con la que tenemos mayor contacto, suele impregnarse de grasa corporal, por eso es muy necesaria una limpieza meticulosa.

Si la superficie de la puerta presenta arañazos o golpes, se puede utilizar una crema hidratante y café, dejas la crema toda la noche y al siguiente día la retiras con mucho cuidado. Cuando el golpe o rayón es muy profundo, se puede utilizar una barra de cera de color de la puerta, lo más parecido posible.

Pero si notas que existen grietas en tu puerta tienes que rellenarlas con un material resistente al agua y luego hacer un lijado, cuando a la puerta ya se le han dado varias capas de pintura, ya es hora de desmontarla y lijarla para tumbar toda la pintura vieja y aplicar un producto nuevo.

La cera para muebles, es un producto que se lo puedes aplicar a tu puerta de madera, después de aplicarlo lo frotas con una gamuza y le sacas brillo.

Diferentes tipos de puertas de madera

La puerta de madera es muy utilizada en los hogares, el cerrajero puede recomendar algunas alternativas. Cuando elige una de estas puertas aportará a su hogar una hermosa decoración, aparte de un ambiente cálido y acogedor. Este tipo de puertas las puedes encontrar en las siguientes clases de madera.

Abeto. Es muy utilizada en Europa central y Oriental, se encuentra fácilmente en España. Tiene una gran resistencia a la humedad.

Pino. Es una madera muy fácil de trabajar, es uno de los tipos de madera más barata, tiene una textura uniforme, por lo tanto es una de las maderas más utilizada.

Cedro. Esta es una madera suave, tiene un olor aromático, por otra parte es bastante robusto.

Fresno. Es una madera de buena calidad, se usa para puertas interiores.

Nogal. Es una de las maderas más hermosas, aunque es costosa, ofrece dureza y resistencia a las grietas y golpes, es un material muy compacto.